Estudio demuestra que: La gratitud modifica nuestro cerebro

Por karina Gil INSPIRACIÓN 1364 Visitas

La gratitud modifica nuestro cerebro

Una reciente investigación ha demostrado por qué la gratitud es un poderoso reforzador de la felicidad, en otras palabras, la gratitud modifica nuestro cerebro.

Vamos a dejar las dietas de moda a un lado, todos sabemos cuál es la fórmula básica para tener mejor salud física, es sencillo, comer menos basura y hacer más ejercicio.

Lo mismo podemos decir de una mayor felicidad, la salud mental es algo muy complejo, pero una reciente investigación ha demostrado que la gratitud modifica nuestro cerebro.

Así que hay algo que debemos hacer cada día ¡Cultivar la gratitud!

La gratitud modifica nuestro cerebro

Hagamos un pequeño ejercicio, durante 21 días, vamos a hacer algo tan simple como: escribir tres cosas por las cuales estás agradecido(a), esto aumentará significativamente tu nivel de optimismo y se mantendrá durante los próximos seis meses, eso demostró la investigación ¿No es increíble?

El investigador de Harvard y autor Shawn Acor afirma que “La felicidad hace que tu cerebro trabaje mejor” Otros estudios demuestran que la gratitud aumenta la fuerza de voluntad, ayuda a mantener la calma e incluso puede aumentar la moral de los empleados.

Todo esto resulta muy interesante y útil, pero nos hace preguntarnos ¿por qué? ¿Por qué simplemente prestar atención a las cosas buenas en la vida puede ser tan poderoso? Un nuevo estudio de imágenes cerebrales investigó esto y los resultados son verdaderamente fascinantes.

Este es tu cerebro en la gratitud

La gratitud modifica nuestro cerebro 1

Para el estudio, un equipo de investigadores de la Universidad de Indiana dirigido por Prathik Kini reclutó a 43 pacientes que sufren de ansiedad o depresión, a la mitad del grupo se le asigna una simple tarea de agradecimiento (escribir cartas de agradecimiento a las personas en sus vidas) y luego tres meses más tarde los 43 pacientes fueron sometidos a escáneres cerebrales.

Durante estos escaneos cerebrales de los sujetos que participaron en la tarea de reconocimiento en el que se les dijo que un benefactor les había dado una suma de dinero y se les preguntó si les gustaría donar una parte de los fondos para la caridad como una expresión de su gratitud, los que aceptaron entregar el dinero mostraron un patrón particular de la actividad en el cerebro, pero que no era la parte más interesante de los resultados.

¿Que fue? “Los participantes que habían completado el agradecimiento de tres meses (el primer ejercicio con la mitad del grupo), no sólo reportaron sentirse más agradecidos dos semanas después de la tarea de los miembros del grupo, sino que también, meses más tarde continuaron mostrando una mayor actividad cerebral relacionada con gratitud en el escáner.

Los investigadores describieron estos profundos efectos neuronales como “larga duración particularmente notable”.

La gratitud modifica nuestro cerebro

El resultado es interesante para los neurocientíficos, pero también es potencialmente útil para el resto de nosotros, se sugiere, que la práctica de darle a su cerebro a sentir y expresar gratitud, hace que este se adapta a este modo de pensar (incluso se podría pensar en el cerebro como tener una especie de “musculo de gratitud” que se pueden ejercitar y fortalecer, mientras más se ejercite este musculo, mejores y más duraderos serán los efectos.

En resumen, parece que practicar la gratitud puede dar comienzo a un ciclo saludable perpetúo del cerebro lo que te permitirá sentir  que hay más cosas positivas en tu vida,  que eres más feliz y más exitoso(a).

O como Jarrett resume la investigación: “Cuanto más se practica la gratitud, más en sintonía se está a la misma y más se puede disfrutar de sus beneficios psicológicos.”

Y tú ¿Tienes algo por lo que agradecer hoy?

ser agradecido

Información de: inc.com.
Compartir

Comentarios